¿Qué es la realidad 1.0, 2.0 o incluso eso que ya se habla del mundo 3.0? Empecemos aclarando qué significan éstos conceptos que pueden sonar extraños si nunca has oído hablar sobre ellos.

 

¿QUÉ ES LA REALIDAD 1.0?

Empecemos por la primera, la realidad 1.0 o más conocida como “realidad offline”. Se trata nada más ni nada menos de la vida real, la vida donde hablar con las personas consiste en comunicarse cara a cara con las personas, y a ésta hacemos referencia tanto si hablamos de comunicación verbal como no verbal. Algo tan poderoso que un gesto o una sonrisa pueden convertirse en el medio de comunicación más potente. Ese mundo donde las caricias y los besos se sienten de verdad, como han crecido nuestros padres y abuelos.

realidad 1.0

¿Y LA REALIDAD 2.0?

Por consiguiente, ¿qué es la realidad 2.0? No podía ser nada más ni nada menos que el gigante virtual al que llamamos “Internet”. Ese enorme gigante que nos permite comunicarnos a través de las redes sociales a través de un simple “click” desde el sofá de casa, montados en un autobús o desde cualquier otro lugar.

La realidad online que nos permite adquirir conocimientos, liberarnos del aburrimiento y conectarnos con lo que está pasando en cualquier parte del mundo, e incluso interactuar con personas que ni siquiera has conocido físicamente y que puede que nunca llegues a conocer.

realidad 2.0

¿QUÉ CONOCEMOS ENTONCES POR LA REALIDAD 3.0?

Entonces, si el mundo 2.0 es el mundo online, ¿de qué trata la realidad 3.0? Nada más ni nada menos que de la realidad aumentada y realidad virtual. Es una realidad en la que todo cobra vida y todo se siente. Aquella realidad donde aparece un concepto como es el “networking”, donde los sentimientos se pueden transmitir y trasladar tanto en el tiempo como en la distancia, como si se crease un acueducto entre la realidad 1.0 y la 2.0.

Es una tecnología que se está utilizando cada día más en campos como la educación, arquitectura, videojuegos o medicina. En las aulas los estudiantes ya no sólo estudian con libros de texto u ordenadores. En esta realidad 3.0 los alumnos pueden observar incluso el sistema solar por encima de sus pupitres, y por qué no incluso las ruinas romanas o aprender los músculos y huesos.

En el campo de los videojuegos, en el año 2016 Pokemon Go revolucionó las tecnologías actuales, convirtiéndose en todo un fenómeno de masas que permitía visualizar a través de las cámaras de los móviles y tabletas a dichos personajes en escenarios reales con los servicios de localización por GPS.

realidad 3.0

La realidad aumentada viene pisando muy fuerte además en Marketing y Publicidad, por lo que muchas compañías ya utilizan dichas herramientas para generar un valor agregado que les diferencie de sus competidores.

Es es caso de Ikea, que en el año 2014 lanzó un catálogo que permitía decorar tu propia casa virtualmente colocando los muebles que aparecían en el mismo. Otro caso a destacar sería el de Timberland, una cadena de ropa deportiva y calzado que instaló un probador virtual en un escaparate en una de sus tiendas y que permitía visualizarlo en tu cuerpo. Además, Mercedes Benz, desarrolló una aplicación que te permitía personalizar los vehículos de la marca a tu gusto.

Con todo ello, las empresas consiguen generar experiencias al usuario que le permiten interactuar con elementos virtuales y su propio entorno, lo que llega a generar un “factor sorpresa” que hace que los clientes recuerden la marca.

Y aquí es donde queda el mundo actual, nuestro mundo real, cada día más cambiante, en el cual la tecnología avanza tan rápido que a veces no somos capaces ni de percibirlo.

Hemos  evolucionado de los libros de papel, a las tablets y a los móviles y actualmente a la realidad virtual y aumentada. ¿Qué nos deparará la realidad 4.0? Al mismo tiempo que lees este artículo se están creando nuevos avances…

¿Cuanto tiempo tardaremos en implantar una nueva tecnología? Y lo que más miedo nos puede llegar generar, ¿se llegará a humanizar algún día la tecnología? Seguro que lo veremos muy pronto.

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *